Novedades

Cuando Lopera obligó a Joaquín a fichar por el Albacete

Si se negaba le podían imponer una multa

El Betis vuelve a Primera División y la afición ya se imagina al equipo debutando en el mes de agosto por la puerta grande. Un pensamiento que se tornaría mucho más especial si, en su regreso a la máxima categoría, el equipo contase con los servicios de un duende un tanto especial: Joaquín Sánchez. Precisamente, su salida estuvo marcada por una serie de extrañas circunstancias que casi le llevan a firmar por otro club diferente al Valencia.

Joaquín estuvo cerca de fichar por el Albacete. Fuente: Pasión Verdibllanca

Corría el verano de 2006, el Betis negociaba con el Valencia para cerrar el traspaso del gaditano. Como en todas las negociaciones, los equipos juegan al habitual tira y afloja que caracteriza a todos y cada uno de los traspasos, pero Don Manuel Ruiz de Lopera ya se había cansado de jugar y que jugasen con él, por lo que tomó una decisión: Joaquín sería traspasado al Albacete.

Sí, sí, al Albacete. Una llamada bastó para que Joaquín tuviese que coger el coche y poner rumbo a tierras manchegas. “Me dice el presidente que me manda cedido… Y ahí me ves a mí en mi coche nuevo, solo, conduciendo cinco horas y media. Trataba de no pensar, de no darle vueltas. Hablaba por teléfono con mi familia, con mis asesores… Llegué a las oficinas del Albacete y allí no me esperaba nadie. Estaba todo cerrado. Eran las siete de la tarde. Llamé a un notario para que tomase fe de que había estado allí. Yo solo me reía cuando me hacía las fotos. ¿Qué pintaba yo allí? Y luego vuelta a Sevilla. Otra vez al coche. Once horas al volante para nada”, contaba el exjugador del Betis.

“Llegué a las oficinas del Albacete y allí no me esperaba nadie. Estaba todo cerrado”

Y es que Don Manuel Ruiz de Lopera siempre iba un paso por delante de los demás. Tal y como contaba el propio Joaquín en una entrevista concedida al  diario ABC, el máximo dignatario del Betis incluía en los contratos de sus jugadores una cláusula que le daba el poder de ceder a un jugador a cualquier equipo. En caso de que el jugador lo rechazase, este sería multado por el club. Una multa que, en el caso de Joaquín, rondaba los 3 millones de euros. No estaba la cosa como para negarse.

Al final, Joaquín no fichó por el Albacete ni fue multado por el Betis. Terminó fichando por el Valencia, por unos 25 millones de euros, y por un total de 6 temporadas. La pesadilla llegaba a su fin. Jugadores como Capi o Doblas aseguran que el expresidente del Betis y Joaquín siempre habían tenido una buena relación, pero, por lo que parece, para Don Manuel, los negocios eran los negocios y ahí no hay amigo que se precie.

Ignacio Vázquez

Productor de Kaiser Football, siempre enganchado a un teléfono móvil. Enamorado de la radio y del oficio de periodista.
Twitter: @ivazquez91

3 Comments en Cuando Lopera obligó a Joaquín a fichar por el Albacete

  1. Lopera se las gastaba así… Que le pregunten a Doblas que pasó con la renovación esa que le iba prometiendo año a año.

  2. Rafael Torrás // julio 7, 2015 en 1:30 pm // Responder

    El ‘Duende’ jugando en el Albacete? Eso habría que verlo. Habría sido el jugador que más camisetas habría vendido de largo

  3. Y lo mejor es que iban todos firmando como corderitos

1 Trackbacks & Pingbacks

  1. Cuando Lopera obligó a Joaquín a fichar por el Albacete | PUNTO ESTADIO

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.