Novedades

El día que Gerd Müller no encontró el camino

Microhistoria sobre el delantero alemán

Gerd Müller nunca había tenido problemas para marcarse un objetivo. De hecho, parecía que tenía un ojo en la nuca porque de espaldas también era muy preciso. La vida del delantero alemán le ha deparado momentos de auténtica gloria, aunque también vivió un proceso amargo. No obstante, su ejercicio de superación le llevó, una vez retirado, a volver a enrolarse en el mundo de la pelota, pero el veterano futbolista dio un susto que encogió el corazón de media Baviera, al menos la que se vestía de corto y salía al pasto.

Los compañeros de Gerd Müller, entre ellos Franz Beckenbauer, quisieron que, una vez superada su depresión, volviera a llevar el escudo del Bayern de Múnich pero, esta vez, controlando las categorías inferiores. El delantero, tajante, no dudó en confesar que, tras su rehabilitación,  “no hay nada mejor que estar en el Bayern”. Puesto en materia, no dudamos que más de una vez mirara con recelo la portería para pegar un par de pelotazos, porque la edad y el instinto lo permite y no se pierde. No obstante, en julio de 2011, el exjugador dio un susto que invitaba a todo lo peor. A pensar de nuevo en alcohol y drogas.

Gerd ‘Torpedo’ Müller sigue siendo el máximo goleador en la historia de la Bundesliga. Su camino es único.

El equipo B del Bayern de Múnich estaba haciendo pretemporada en Trento, Italia, y el exfutbolista era uno de los encargados de la expedición. Müller decidió abandonar el hotel Villa Madruzzo a las cinco de la mañana, cogiendo un taxi para tomar un tren con dirección a Múnich. Esas fueron las últimas noticias del alemán. El equipo muniqués, sin saber sobre su paradero, denunció la desaparición del jugador a la policía e incluso los mismos jugadores del equipo decidieron buscarle por los alrededores de la ciudad o en bosques cercanos. Pasadas 13 horas de la denuncia, Müller fue encontrado en el centro de Trento, desorientado y en estado de confusión. Su mujer, Uschi Ebenbock, viajó a Italia para recogerlo y llevarlo a casa. Por un momento, el mundo del fútbol se temía la recaída.

Guillermo González

Periodismo. Me dejo ver por Kaiser Football, Perarnau Magazine o Eurosport. Como Nick Hornby, durante largos ratos de un día normal soy un perfecto idiota.
Twitter: @Guille_futbln

1 Comentario en El día que Gerd Müller no encontró el camino

  1. Que tristeza ver asi a mi idolo de todos los tiempos., al goleador clasico de area, con el que me identificaba cuando jugaba de delantero

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.