Novedades

Top 10 imágenes de Bernd Schuster, un rebelde con causa

Su carrera en imágenes

Schuster peineta (Foto - zonaforo.meristation.com)

Mucho se ha dicho de él a lo largo de su carrera. Con sus defensores y sus detractores, Bernd Schuster (Augsburgo, 1959) ha conseguido poner de acuerdo a todo el mundo del fútbol para definirle como un controvertido y polémico. Un carácter que trasladó desde el 105x70 a la línea de banda en sus tiempos como entrenador.

La irrupción del Ángel Rubio

Foto: forocoches.com

Foto: forocoches.com

Tras asomar la cabeza en el FC Augsburg de su ciudad natal -club con mucha menos solera a finales de los 70′- dos años en el Colonia de Pierre Littbarski y Dieter Müller le valieron para dar el salto a la élite del fútbol alemán entre los 19 y los 21 años.

 

Debut con la Mannschaft

Foto: thescore.com

Foto: thescore.com

Ya en su primera temporada en Colonia, Schuster debutó con la absoluta de la mano de Jupp Derwall. Un debut prometedor, unido a una descomunal Eurocopa 1980, que no llegó a consolidarse del todo debido a problemas con la directiva. Con tan solo 23 años, el de Augsburg dejaría la selección en 1983 tras, según dijo a los compañeros de Fiebre Maldini, las represalias por ausentarse de una concentración para asistir al nacimiento de su hijo. «Yo fui el primero en decir abiertamente: “Señores, yo me quedo en mi casa”».

El hecho de no haber llegado a jugar ni un solo Mundial en 19 años de carrera supone, según el propio Schuster, “una gran mancha en su carrera deportiva”.

Siete años de blaugrana

Foto: fussballtransfers.com

Foto: fussballtransfers.com

Schuster dejó la Bundesliga para ir a una liga menor por aquel entonces, una de las razones junto con su prematura retirada de la selección de su mayor valoración como futbolista en España que en Alemania. Siete años repletos de anécdotas que se cerrarían al no renovar con el club de la Ciudad Condal, a raíz de la mala relación entre el jugador y el entonces director técnico, Terry Venables.

 

Marcha al eterno rival

Foto: mundodeportivo.com

Foto: mundodeportivo.com

Bernd decidió cambiar Barcelona por Madrid a razón de 130 millones de pesetas por temporada. Schuster aterrizó de pie en la Quinta del Buitre tras agotar su contrato con el Barça y no tardó en adueñarse del centro del campo, amén a su gran desplazamiento en largo y su capaccidad para llegar desde la segunda línea y arrasar con todo a su paso. Dos temporadas que tendrían segunda parte pese al inesperado desenlace.

 

Marcha al eterno rival (II)

Foto: rtve.es

Foto: rtve.es

Para cambiar el Barça por el Madrid y el Madrid por el Atleti hacen falta dos cosas: ser muy bueno y tener mucha personalidad. Nimiedades para un alemán de pura cepa con la sangre caliente de un balcánico de esos que tanto frecuentaron la capital durante los 90′. Schuster  formaría un dueto de ensueño con Paulo Futre para conquistar dos Copas del Rey en tres temporadas, una de ellas con victoria en el Bernabéu ante todo un Real Madrid.

 

Home, sweet home

Foto: futbolistasymitos.blogspot.com

Foto: futbolistasymitos.blogspot.com

El Bayer Leverkusen otorgaría a el Ángel Rubio la posibilidad de regresar a la Bundesliga, más decadente que antaño. En el club de la aspirina coincidiría con los Paulo Sergio, Ulf Kirsten, Franco Foda o Rudi Völler como previo paso a un renacer del club de la mano de otro de los grandes centrocampistas alemanes de toda la historia: Michael Ballack.

 

UNAM, dulce dinero

Foto: anotandofutbol.blogspot.com

Foto: anotandofutbol.blogspot.com

Schuster tuvo su retiro dorado en el Pumas UNAM de México a sus 37 años y tras un breve paso por la NASL -precursor de la MLS-. Como ya hiciera tras lesionarse de gravedad la rodilla en su etapa en el Barcelona -lesión que le restó movilidad en una de sus rodillas-, le restó importancia a su físico para jugarlo todo a su técnica.

 

Colonia vuelve a ser el inicio

Foto: sueddeutsche.de

Foto: sueddeutsche.de

El Fortuna Köln primero y el FC Köln después dieron a Bernd la oportunidad de seguir vinculado al fútbol. En los banquillos de la ciudad que le vio nacer como futbolista se forjaría un entrenador con claros, como su paso por el Xerez o las semis de UEFA con el Getafe, y oscuros, como el descenso con el Levante y otros episodios más recientes.

 

Madrid, el principio del fin

Foto: Carlos Álvarez / Gett Images

Foto: Carlos Álvarez / Gett Images

Schuster, de moda tras engendrar el EuroGeta, aparecería por el banquillo del Bernabéu de la mano de Ramón Calderón en una etapa convulsa en la historia reciente de la entidad. Sucesor de Capello, ganaría la Liga en su primera temporada como preludio de una segunda temporada para el olvido. Bernd no se comió el turrón a raíz de una mala racha de resultados y la afirmación de que no podían ganar al Barcelona en la previa de un clásico que el alemán no llegaría a ver a pie de campo.

Málaga, la Costa de la Sombra

Foto: libertaddigital.com

Foto: libertaddigital.com

Bernd nunca se ha caracterizado por practicar un juego vistoso, hecho que cuando los resultados no acompañan resulta molesto para la afición. Lo saben en Estambul tras su paso por el Besiktas y el Málaga tardó poco en descubrirlo; el club se cansó de Schuster tras una temporada de sinsabores, más conocida por los rajes en rueda de prensa que por los hitos del cuadro andaluz, englobado en un lío institucional que tampoco facilitó el romance entre grada y técnico. Curiosamente, la pretemporada le llevó a su Augsburgo natal, donde pasa su tiempo libre desde que está en paro.

Nahuel Miranda

Uruguayo de nacimiento, español de adopción. Ávido de historias. Aspirante a periodista, politólogo y lo que venga. Ávido de historias por contar. Alemania y Uruguay como temas fetiche, el fútbol como fuente de pasión.
Twitter: @nmdear

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.