Novedades

Dylan Tombides, un ejemplo a seguir

La trágica historia de Tombides

Foto: DailyMail

Muchas veces no nos podemos olvidar de que, pese a que el fútbol ocupa una enorme parte de nuestras vidas, llegando a veces a llenarla por completo; en la vida hay cosas mucho más importantes que el fútbol. Detrás de cada gol, de cada jugada, de cada momento que el fútbol no da, no hay otra cosa que personas. Las personas hacen que este deporte, sea mucho más que ello y roce los límites que solo alcanza la misma religión.

Esta semana nos llegaba una desgracia hecha noticia, el joven jugador de 20 años, Dylan Tombides fallecía tras varios años de batalla contra un cáncer, que se convirtió en terminal. El jugador australiano, trataba de hacerse un hueco en el West Ham de Sam Allardyce, siendo en la actualidad uno de los jugadores con más progresión del país oceánico. Hasta tal punto era la posición que ocupaba el fútbol en su vida, que el cáncer contra el que mantuvo una ardua batalla, se le detectó en un control antidoping de la Copa del Mundo sub-17 que disputó con su selección en México. Tras esta continua lucha, el jugador siguió intentando cumplir su sueño de dedicarse profesionalmente al fútbol.

Si tuviéramos que quedarnos con algún momento de la vida de este luchador nato, no es otro que su debut con el primer equipo del West Ham. Este llegó el 25 de septiembre de 2012, en un partido de la Capital One Cup (por entonces Carling Cup) frente el Wigan, que terminó con la derrota de los de Londres por 4-1. Tras un año de lucha contra su enfermedad, sus condiciones eran plenas y saltaba al coqueto campo de Upton Park en el minuto 84, sustituyendo a un gran conocedor del fútbol inglés como era el veterano Gary O’Neil. En ese momento, todas las horas de hospital y entrenamientos tenían un sentido, lo había logrado, estaba debutando como profesional.

Su debut llegó después de un año luchando contra el cáncer. Fue el mejor premio para Dylan Tombides

El mundo del fútbol, y en especial sus compañeros en el West Ham, se han volcado en preservar la memoria del jugador australiano. Si nos quedásemos con unas palabras que definieran al jugador, compartiríamos las que el club cita en su página web: carácter, determinación, profesionalidad y valentía.

De entre todas nos quedamos con las palabras que le han dedicado varios miembros del club. Sam Allardyce, el manager del primer equipo, ha dicho lo siguiente: “Dylan fue uno de los personajes más valientes que he conocido. Nadie ha luchado contra esta enfermedad como lo ha hecho Dylan. El fútbol era su vida y él no perdió un día de entrenamiento, incluso cuando no tenía suficientes fuerzas para entrenar a causa de su tratamiento. Tenía unas increíbles ganas de vivir, y por eso peleó con tanta fuerza. Todos nuestros pensamientos están su familia”. Por otro lado, su amigo y compañero Jordan Spence declaraba que “A pesar de perderle tan pronto, su vida va a permanecer mucho tiempo en los corazones y las mentes de aquellos que tuvieron el privilegio de conocerle”.

El jugador australiano recibirá un merecidísimo homenaje en el próximo partido de Premier, que se disputará el contra el Crystal Palace. Todo el mundo del fútbol le guardará en su memoria, ya que siempre hay que admirar el carácter de este luchador al que las ganas de vivir y el fútbol le acompañaron en una batalla que lamentablemente no pudo ganar. Descanse en paz Dylan Tombides.

Dani G. Cervigón

Intento de comunicador en todas sus vertientes y británico de espíritu. En Inglaterra el fútbol se vive más y mejor, y yo intento contarlo.
Twitter: @dgcervigon

Latest posts by Dani G. Cervigón (see all)

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.